Cuculus canorus, lo que no sabias sobre esta ave

El cuco común ( Cuculus Canorus )  es un tipo de criatura emplumada cuculiforme de la familia Cuculidae que se reproduce en Eurasia y el norte de África, y durante su migración se traslada al África subsahariana y al sudeste de Asia. (Ver Articulo Sobre: Las Cucaburras).

Los Cuculus Canorus en su mayor parte tienen el plumaje de las partes superiores y del pecho de color gris oscuro, la sección media y los flancos con un alto contraste en blanco y negro, aunque algunas hembras y los adolescentes también pueden ser pardas en lugar del color gris y mostrar cierto patron en el partes superiores. El cuco debe su nombre a su sonido característico, tipo “cu”, que se escucha sin mucho esfuerzo en el bosque en primavera.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Especie

Los Cuculus Canorus son criaturas voladoras insectívoras que se alimentan fundamentalmente de orugas. Los cucos regulares perfeccionan el parasitismo de la postura. Las hembras de Cuculus Canorus ponen sus huevos en los nidos de otras especies incipientes, explotando la falta de asistencia de sus propietarios.

Las hembras de Cuculus Canorus ponen huevos de diversos diseños sombreados, y prefieren colocarlos en las casas de las especies de animales alados, la cual ofrezca una mejor copia del diseño de sombreado, la cual sea lo más parecido posible al lugar donde ellos mismos se criaron, por lo cual se divide el número de habitantes de cuco hembra en racimos llamado “gentes”.

Características del Cuculus Canorus

El Cuculus Canorus presentan diversas características las cuales lo hacen resaltar del resto de aves de la zona, pero dentro de la especie existen algunas variaciones o rasgos distintivos entre cada individuo, por lo cual se deben tomar en cuenta siempre los siguientes rasgos:

  • El cuco normal se estima de 32 a 34 cm de largo, y dentro de esta medida entra un rango de 13 y 15 cm que equivalen a su cola larga.

  • Tiene una envergadura (distancia del extremo de un ala hasta el extremo de la otra) de 55 a 60 cm.Sus patas son cortas.
  • Como su plumaje es grisáceo y rayado en las partes inferiores y tiene un cuerpo delgado, en vuelo puede confundirse con un ave de rapiña, a pesar del hecho de que cuando revolotea las alas no las levanta sobre el cuerpo como las aves rapaces.
  • En medio de la temporada de reproducción, los Cuculus Canorus, como regla, se posan en un acto característico, con las alas caídas y la cola levantada, con las escotillas descubiertas. (Ver Articulo Sobre: La familia Scolopacidae).
  • Los machos llegan a pesar alrededor de 130 gr y las hembras alrededor de 110 gr.
  • Todos los machos adultos que tienen las partes superiores de sombras tenues, que se extienden por la cabeza y el cuello hasta la parte predominante del pecho, y todo lo que queda de partes bajas es blanco con un tenue listado.
  • Los Cuculus Canorus muestran el iris, el anillo visual, la base del pico y las patas de un color amarillo.
  • Las hembras son normalmente como los machos, grisáceas a pesar del hecho de que tienen una banda rojiza alrededor del cuello, sin embargo, también hay entre las hembras adultas una transformada rosa oscura a rayas, que es más regular en las hembras jóvenes.
  • Las hembras grises de vez en cuando tienen un moteado más oscuro en las coberteras y secundarias.
  • Las hembras adultas de la transformación de castaño tienen partes superiores con una base rojiza más oscura y un desplazamiento opaco (gris oscuro o negro). En este caso, las franjas oscuras son más pequeñas que los grupos de castaños, en absoluto como los adolescentes castaños donde las franjas oscuras son amplias.
  • Los Cuculus Canorus normales en su primera temporada de otoño tienen algunos plumajes únicos. Algunos tienen las partes superiores con un castaño rojizo grueso u oscuro terroso, mientras que otros tienen un sombreado de color gris.
  • Los especímenes de color pardo y color castaño tienen las partes superiores con un tono oscuro y grueso, además algunas plumas tienen un tono en crema blanquecina.

  • Todos tienen bordes blanquecinos en las coberteras superiores de las alas hasta los bordes esenciales. Las plumas secundarias y las coberteras más prominentes tienen registros o castañas manchadas.
  • En primavera, los cucos que se concibieron el año anterior mantienen las listas en las plumas coberteras y las remeras auxiliares.
  • Las cualidades más evidentes para distinguir a los adolescentes del Cuculus Canorus regular son la mancha blanca del cuello y los bordes blancos de sus plumas.
  • Los cucos normales se despojan de su plumaje dos veces al año. Tienen un cambio fraccionado en verano y un cobertizo completo en invierno.
  • El Cuculus Canorus se parece fundamentalmente al cuco de Horsfield, a pesar de que el último tiene alas algo más cortas y un canto o sonido alternativo.
  • Ambos géneros del Cuculus Canorus son muy comparables, a pesar del hecho de que las hembras tienen una marca característica con óxido en el pecho.

Tambien Te Recomiendo Ver...

  • Algunas hembras de un tipo de animal alternativo tienen un color oscuro como el cernícalo en la espalda. Estas hembras se ven con mayor regularidad hacia el sur.
  • Los ejemplares juveniles se pueden separar de los ejemplares más viejos por una mancha blanca en el cuello.
  • La mandíbula superior del hocico es de color oscuro y la base de la mandíbula inferior es de tono claro.
  • El iris puede ser de color naranja amarillento (en adultos), o de color marrón (en animales alados juveniles).

Los Cuculus Canorus son muy parecidos a las aves de rapiña en su apariencia, por lo cual es muy fácil confundirlas con otras aves ante los ojos de personas inexpertas, pero en medio del vuelo los cucos pliegan sus alas puntiagudas de forma rápida y consistente, con temblores poco profundos debajo de la línea de nivel con respecto al cuerpo. (Ver Articulo Sobre: Los Turdidae).

El contorno del perfil de la cabeza en medio del vuelo es adicionalmente disminuido y prolongado, y su pico es recto (no está doblado como la boca de un ave de rapiña). Su cola larga está moteada (no con barras como el ave de rapiña) y la punta ajustada en forma redonda. Las partes superiores del cuco son de color gris azulado de tonalidad oscura y las partes inferiores tienen barras con rayas transversales claras y sin brillo.

Taxonomia

El cuco normal es el tipo de género de la clase Cuculus y la familia Cuculidae, que tiene un lugar con la petición cuculiformes. Los cuculiformes son animales de alas medianas, con plumaje discreto y largas colas que tienen patas con dedos zigodáctilos (dos coordinados hacia adelante y dos hacia atrás). Los individuos de la familia Cuculidae generalmente se describen poniendo sus huevos en los nidos de diferentes especies, a pesar del hecho de que no todos lo hacen.

El cuco fue definido deductivamente a través de Carlos Linneo en 1758 en la décima versión de su obra Systema naturae, con su nombre lógico actual. Se perciben cuatro subespecies de Cuculus Canorus:

  • Canorus Linnaeus, 1758 – se expande hacia el norte desde Europa y Medio Oriente hacia el Lejano Oriente;
  • Bangsi Oberholser, 1919 – involucra a la Península Ibérica, las Islas Baleares y el noroeste de África;
  • Subtelephonus Zarudny, 1914 – introducir desde Turkmenistán hacia el sur de Mongolia;
  • Bakeri Hartert, 1912 – se extiende desde el norte de la India a través de China hasta el noroeste de Tailandia.

El nombre de su clase, Cuculus, es la palabra latina que significa “cuco”, y es de causa onomatopéyica debido a su melodía, y es también de donde proviene su nombre normal en español. El nombre de su especie es también de base histórica latina, canorus en ese dialecto significa “melodioso”, y se obtiene del verbo canō “cantar”. (Ver Articulo Sobre:Los Strigidae).

Hábitat y distribución del Cuculus Canorus

En verano, el cuco se extiende a través de una gran porción de Eurasia, donde se reproduce, y en invierno se traslada al África subsahariana y al sudeste de Asia, y además a Ceilán. El Cuculus Canorus toca la superficie de Europa en abril y se va en septiembre.

La distribución del Cuculus Canorus  dependerá de la temporada del año en la que se encuentre y el territorio en el cual se establezca, pero por lo general esta especie de ave vive en regiones exuberantes abiertas, bosques, territorios de abundante vegetación, campos y lugares abiertos con exuberantes franjas de árboles en la región.

Por lo general se conoce que la distribución del Cuculus Canorus  es muy amplia, esto ejemplares de aves se pueden encontrar en una amplia variedad de entornos naturales, incluyendo una amplia gama de tierras madereras, además en territorios urbanos e islas costeras. La población finlandesa se evalúa en 50.000 a 80.000 parejas.

La temporada de migración del Cuculus Canorus comienza cuando sale de Finlandia entre finales de julio y principios de octubre y regresa hacia el final de abril. Pase el invierno en África tropical.

¿Dónde vive el Cuculus Canorus?

La especie se disemina ampliamente a través de gran parte de Europa, Asia y el norte de África. La región de invernada está situada en África subtropical y meridional.

En España es donde se tienen más datos disponibles actualmente sobre esta especie de ave, por lo cual se sabe que dentro de esta nación está disponible la subespecie Bangsi, una de las cuatro percibidas, adicionalmente alcanzada por el norte de África.

Con el único caso especial de las Islas Canarias y Melilla, se tiende a considerar que el cuco es un ocupante de medio año en la mayor parte de esta región, donde se mantiene alejado, en cualquier caso, de las cimas de montaña más notables. , los distritos muy deforestados, las escenas subdesérticas y las zonas innecesariamente urbanizadas.

En Europa, se evalúa una población de 1.4 a 4 millones de parejas, mientras que el estándar español se ha determinado en un rango de 143.000 y 320.000. La deriva de la población en España en las últimas décadas no está clara, con el argumento de que los trabajos actuales en este sentido son incompletos y toman diferentes sistemas.

En general, parecen demostrar una decadencia de la población a partir de la cual la especie comienza a recuperarse, como se puede ver en la información obtenida por el programa SACRE, donde se ha archivado una expansión del 37% para el período 1998-2005.

Comportamiento

Es un ave de naturaleza solitaria, que tiene dos cualidades que lo hacen extremadamente única: el principal es su sintonía indiscutible “cu”, en el intermedio melódico de la tercera gran caída en picado; y el segundo, al poner sus huevos en la casa de otra especie de ave.

La conducta de los polluelos del cuco (catapultando de su hogar a los huevos y pollitos del nido que invaden) fue archivada sin precedente para 1778 por el aclamado médico inglés pionero en la inmunización contra la viruela Edward Jenner.

La naturaleza de estos polluelos fue un descubrimiento importante, ya que desde que nacen tienen un fuerte temperamento y una gran conducta, el hecho de que nazcan y se deshagan de la especie a la cual están invadiendo o de otra ave que sea de su especie, hace ver como los instintos naturales de las aves se pueden desarrollar desde el momento en que recién eclosionan. (Ver Articulo Sobre: El Loro Arcoiris).

El que se deshagan de la especie nativa del nido que invadió su madre, hace que la especie huésped se encargue netamente de alimentarlos a ellos.  En caso de que haya dos especímenes de la misma raza en el nido hace que se peleen hasta que uno de los dos es expulsado del nido, ya que ambos saben que con la competencia habrá menor cantidad de comida para ellos así como la menor atención de parte de la madre que está encargada del nido.

Este tipo de temperamento en estas aves es la que quizás la convierte en una especie solitaria la cual aun en la etapa adulta suele verse sin compañía y puesto que solo buscan pareja para reproducirse y los huevos son prácticamente abandonados, pasan la mayoría de sus vidas en completa soledad y valiéndose por si mismos desde que son jóvenes.

Alimentación del Cuculus Canorus

Los cucos normales son en su mayoría insectívoros, se alimentan particularmente de las orugas, que son asquerosas para otras especies de criaturas emplumadas que habitan en la región. De vez en cuando, también comen huevos y polluelos de diferentes criaturas aladas. (Ver Articulo Sobre: Los Alcedinidae).

Debido a su dieta insectívora, este tipo de ave puede consumir distintas especies de la misma, incluidos dentro de esto aquellos especímenes que tienen sistemas de protección natural, por ejemplo, pelos urticantes o sustancias letales. También consume espeluznantes bichos, saltamontes, grillos, gusanos y algunos pequeños vertebrados.

La alimentación de las aves puede variar según el ambiente en el cual se encuentren y la disponibilidad que tengan del mismo, pero en algunas ocasiones se puede ver como algunas especies de aves van cambiando sus métodos alimenticios debido a las variaciones que hay en el entorno al cual han estado acostumbrados a vivir.

Con el paso de los años los seres humanos vamos destruyendo el ecosistema al cual han estado acostumbrados los animales durante décadas, por lo cual deben optar por cambiar de entorno o simplemente verse destinados a desaparecer completamente como especie.

Este cambio de entorno y la desaparición de algunas especies cambian los hábitos a los cuales han estado acostumbradas estas aves durante muchos años, por lo cual son llevados a variar su alimentación según el nuevo entorno o las especies que consigan para alimentarse.

En el caso del Cuculus Canorus que es una especie del tipo parasitaria, a pesar de que puede introducir sus huevos dentro de los nidos de cientos de especies, la desaparición de alguna de estas especies importantes puede llevar a que el ave se vaya quedando cada vez más sin opciones para tener sus huevos, dañando así el entorno al cual se ha adaptado y el cual rige actualmente.

Reproducción y cría del Cuculus Canorus

Pone los huevos como un parásito en los nidos de diferentes aves (paseriformes, particularmente colirrojo, bisbita común, albatros, acentor, pinzón real). Los polluelos de cuco se deshacen de los huevos o polluelos de sus nuevos padres desde el nido invadido.

El Cuculus Canorus pone huevos desde mediados de mayo hasta principios de julio, cada pocos días. Los huevos del cuco eclosionan alrededor de los 12 días de haber sido puestos. Los polluelos permanecen en el hogar durante 18 a 23 días, y sus nuevos padres automáticos continúan alimentándolos por tres semanas adicionales. (Ver Articulo Sobre: La Colera Aviar).

La hembra del cuco almacena un solo huevo en el nido de diferentes criaturas voladoras, generalmente de pequeñas criaturas emplumadas que son del tipo insectívoras, alrededor de 300 especies distintas que habitan en las zonas donde se suele encontrar el Cuculus Canorus.

Después de la producción de los huevos, el polluelo de Cuculus Canorus se deshace de los huevos que se encuentren en el nido que invadió su madre o de los polluelos que se encuentren en dicho nido y sean de la especie que habitaba anteriormente.

La hembra del cuco toma un huevo de tipos alternos de criaturas voladoras y lo reemplaza por uno propio. Después de la eclosión de los huevos si hay más de 2 polluelos pequeños de cuco, batallan y el más fuerte saca al otro del nido, así mismo, solo quedara un individuo el cual los padres alimentaran.

Los padres se encargan de alimentar al polluelo hasta el punto en que se desarrolla a más del doble de su tamaño, hasta que finalmente se va.

Mimetismo de los huevos

Se han alistado más de 100 categorías de animales que son huéspedes de los huevos de cuco. El bisbita normal, el acentor básico y el carricero común son los que tienen una mayor presencia en el norte de Europa.

La Curruca mosquitera, el bisbita básico, la lavandera blanca y el petirrojo son los visitantes más reconocidos en Europa central. En Finlandia parasita principalmente al pinzón real y el colirrojo real; y en Hungría es el Carricero tordal,  y en la tierra íbera, los pájaros carriceros y los bisbita son los más parasitados.

Las hembras del Cuculus Canorus se aíslan en gentes, reuniones de hembras que se inclinan hacia el hogar de una categoría específica de animales hospedadores para poner sus huevos, parasitan a la especie con la que corresponde el mismo color y patrón de manchas que posea la hembra.

El ADN mitocondrial se origina a partir de los genes obtenidos de progenitores autónomos debido a la especialización en parasitar a diversos huéspedes. Una teoría del legado de este mimetismo de huevos con los de numerosas especies, es que la madre acaba de adquirir esta cualidad, que infiere que se lleva en el cromosoma que decide el sexo W (las criaturas voladoras femeninas son ZW, y los muchachos ZZ).

Los tipos de cucos se cruzan con las hembras sin enfocarse en sus genes. Esto da como resultado un flujo de calidad entre los individuos y mantiene un grupo de calidad típica para la especie (aparte de las cualidades del cromosoma W). Una investigación hereditaria de individuos refuerza esta especulación a la luz del hecho de que el ADN mitocondrial presenta enormes contrastes, pero no en el ADN de microsatélites.

Un segunda teoría para el legado de esta cualidad es que las cualidades que controlan los atributos de los huevos están pormenorizadas por los autosomas algo más allá del cromosoma W. Otra investigación hereditaria sobre individuos simpátricos respalda esta segunda proposición al encontrar una separación hereditaria crítica en el ADN del microsatélite como en el ADN mitocondrial.

Parece que los machos del Cuculus Canorus no se sumarían al apoyo de la población en general, considerando su inclinación a aparearse con unas pocas hembras y crear una posteridad alojada por más de una variedad de animales hospedadores. (Ver Articulo Sobre: Las Vitaminas para Canarios).

En cualquier caso, se ha descubierto que el nueve por ciento exclusivo de la posteridad se cría fuera de los hogares de la especie huésped que se cree que proviene del padre.Por lo tanto, los dos hombres y mujeres podrían sumarse al apoyo del polimorfismo de la mímica de los huevos del cuco. Debe notarse que la mayoría de las especies de cuco no parásitos ponen huevos blancos, como la mayoría de los animales alados no paserinos que no hacen sus nidos en el suelo.

A medida que el cuco básico se desarrolla para poner huevos que simulan los huevos del huésped cada vez mejor, la especie anfitriona se ajusta para reconocerlos. Una investigación de 248 cucos básicos y huevos del hospedador demostró que las hembras cuco que parasitan las casas de los petirrojos, ponen huevos que son superiores a cualquiera que haya sido colocado por los acentores regulares.

La espectroscopia se utilizó para mostrar cómo son vistos los huevos del cuco ante la especie huésped. Los Cuculus Canorus que tienen como objetivo los huevos de acentor, ponen huevos blancos con manchas más oscuras, a diferencia de los huevos de acentor que son azules. La hipótesis propone que los petirrojos han sido parasitados por cucos para obtener más información, por lo que se han desarrollado para reconocer los huevos que son colocados por los cucos en sus nidos a diferencia de los acentores que no los reconocen con tanta facilidad.

Canto del Cuculus Canorus

Las aves suelen tener su peculiar canto a través de cual se pueden comunicar entre ellas y otras especies, así como lo utilizan para hacer notar su presencia y durante las épocas reproductoras llaman la atención de las hembras. En algunas especies de aves se puede notar como cambia el canto cuando se intenta atraer la mirada a una o varias damas.

La rutina del hombre de esta especie se compone de un sonido popular e inconfundible “cuu-cu, cuu-cu” bisybábico, que se repite constantemente en largas sesiones. La estrofa se puede acelerar ansiosamente cuando entra en contacto con la hembra, lo que crea un trino rápido y espumoso: “guik-kui-kui-kui-kui-kui”. Aquí y allá producen otros sonidos crueles y ásperos.

En la actualidad

Las grandes características de crianza del cuco, en función al parasitismo, son sin duda el signo fundamental de esta criatura emplumada transitoria e insectívora, cuyo régimen de alimentación depende de la utilización de crías de diversos lepidópteros. Más de cien tipos de aves insectívoras pequeñas y medianas pueden pasar a ser víctimas de la sorprendente conducta parasitaria de esta prominente ave.

Actualmente se ha registrado un pequeño incremento de la población de esta ave en algunas regiones en las que habita, pero no es todas se desarrolla con tanta eficacia, por lo general al tratarse de una especie parasitaria que se aprovecha de la crianza de otras aves y que logra colocar tantos huevos, la hace que sea una especie que se puede desarrollar con facilidad y que puede aumentar su número de una forma más eficaz que otras especies.

Aunque muchas de las especies de aves a las cuales estas les introduce sus huevos se han dado cuenta de que los huevos realmente no le pertenecen y a menudo logran desarrollar habilidades para identificar a los huevos, el Cuculus Canorus también se va adaptando con el paso de los años con nuevas técnicas para introducir los huevos dentro de los diversos nidos de aves a los que ha estado acostumbrado durante décadas. (Ver Articulo Sobre: El Fregata).

Dejar Comentario