Tarabilla norteña: todo lo que debes saber de estas aves

La tarabilla norteña es una hermosa ave que pertenece a la familia Muscicapidae. Por este motivo, pertenece al género saxicola, y el nombre de la especie, por lo tanto es Saxicola rubetra. En cierto sentido, la tarabilla norteña también pertenece a la familia del ruiseñor, ya que ambos son de la familia muscicapidae.tarabilla-norteña-4

Las características de estas aves son peculiares. Por este motivo, vale la pena analizar y conocer un poco más a la tarabilla norteña: costumbres, hábitos, alimentación y más.

Descripción de la tarabilla norteña

El tamaño de la tarabilla norteña es de trece centímetros de altura. Su envergadura va desde los veintiún a los veinticuatro centímetros de ala a ala. Como se puede ver, es un ave más bien pequeña.tarabilla norteña descripción

Tambien Te Recomiendo Ver...

Tanto su garganta como sus cejas son blancas, al igual que su cola. Sin embargo, tiene una especie de banda que es ancha y de color negro. Sin embargo, existen diferencias sustanciales o considerables entre los machos y las hembras.

En el caso de los machos, estos son más llamativos en cuanto a los colores. Esto se debe a que en la zona de la garganta, así como en el pecho y sus flancos luce plumas de una coloración de tonalidades que van desde el rojo hasta el anaranjado. Además, el píleo y las mejillas son más oscuros.

En el caso de las hembras, sus colores son un poco más pálidos. Esto hace que el plumaje en general sea un poco más opaco y con contrastes. Pero cuando está en vuelo, se puede notar que su cola es corta, y en cuanto a sus alas, son un poco largas y anchas.

Hábitat y distribución

La tarabilla norteña es un ave que muestra un notable interés en habitar zonas o lugares abiertos. Estas zonas pueden ser mosaicos de praderas, pastizales o brezales y setos que sean o tengan formas de arbustos. Esto quiere decir que se puede encontrar en zonas de media y baja montaña.tarabilla norteña hábitat

La tarabilla norteña se distribuye ampliamente en el hemisferio norte, tanto en Europa como en Asia y partes de África. Además, hay que tener en cuenta que esta es un ave migratoria. Algunos de los países que habitan son: Rusia, Alemania, Inglaterra; así como los países del centro y norte de Asia.

Como ya se mencionó, la tarabilla norteña es un ave migratoria; principalmente emprende sus viajes migratorios en invierno. Por lo general, en el caso de Europa, viajan hacia el norte de África, o hacia la península Ibérica.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Las temporadas en las que emprenden dichos viajes son, por lo general, entre marzo a junio; y en agosto septiembre. Estos ciclos de viajes están muy relacionados con el apareamiento y la reproducción.

Además, la tarabilla norteña no es un ave muy social. A diferencia de otras aves que suelen vivir en grupos, la tarabilla norteña solo se mantiene en grupos por cortos períodos de tiempo, y habitan lugares muy específicos. Esto indica que es un ave más bien solitaria.

Alimentacióntarabilla norteña

Su alimento consiste, principalmente, en animales invertebrados y otras clases de insectos. Este es su alimento principal. Sin embargo, durante la época del otoño, e incluso en el invierno, también es capaz de alimentarse de bayas o semillas.

Esto se debe a que, en ocasiones, sobre todo en invierno, es un poco difícil de conseguir su alimento. Sin embargo, esto también le sirve para poder obtener algunas vitaminas y minerales que no encuentra en su alimentación tradicional.

Reproducción

La reproducción de la tarabilla norteña comienza, por lo general, en el mes de abril, y esta se extiende hasta el mes de julio. Hay que destacar que la tarabilla norteña solo tiene una puesta de huevos una vez al año, a diferencia de otras especies de aves que pueden tener varias puestas al año.

La construcción del nido lo hacen entre la vegetación, al ras del suelo. Por eso, buscan zonas con bastante vegetación para que no se puedan ver. De esta manera, el nido, así como los huevos, y más tarde los polluelos, estarán bien protegidos.tarabilla norteña reproducción

En cuanto la construcción de este, el nido está formado por musgo, hierbas y otros materiales de origen vegetal. Este es una especie de cuenco. Una vez que esté terminada la construcción del nido, proceden al apareamiento.

La hembra puede llegar a poner un promedio de siete huevos. El período de incubación dura entre los doce y los quince días, y la hembra es la que se encarga de ello. Pero cuando nacen, ambos se encargan del cuidado de los polluelos. A los diecinueve días, más o menos, ya son capaces de volar, y al mes ya dejan el nido.

Dejar Comentario