Descubre todo lo que Necesitas Saber Acerca del Alcotán Australiano

El alcotán australiano es un ave de rapiña perteneciente a la familia Falconidae, y es una de las seis especies que se pueden localizar en la región australiana. Es un ave de hábitos predominantemente diurnos a la cual se le suele dar también el nombre de pequeño halcón.

Se le puede ubicar en todo el subcontinente australiano y en países vecinos, aunque se ha sabido de algunos alcotanes que han migrado tan lejos como las islas de Indonesia y Nueva Guinea.

alcotan australiano

Distribución y Hábitat del Alcotán Australiano

El alcotán australiano puede ser localizado en todo el subcontinente australiano, incluidas las islas ubicadas en las cercanías de sus costas, como la isla de Lord Howe, mientras que en la isla de Tasmania su rango de distribución se limita a esa isla. Asimismo, se han podido registrar individuos de esta especie en islas más distantes como Indonesia, Papúa Nueva Guinea y Timor.

Esta ave rapaz vive principalmente en paisajes con poca madera, particularmente hábitats abiertos y bosques o mosaicos de árboles, así como en áreas sin mayor presencia de obstáculos para el vuelo, incluidas tierras de cultivo arboladas, humedales arbolados y suburbios urbanos de gran vegetación.

Los espacios que también suelen frecuentar los alcotanes son los pastizales y las áreas que rodean a ríos y arroyos, pero raramente se les ha podido observar en los alrededores de acantilados o escarpados.

Características

El tamaño del alcotán australiano suele ser menor al de otros halcones, mientras su cuerpo es relativamente delgado y sus alas algo largas. El color de su plumaje varía de acuerdo al sexo, edad y al entorno donde habite, presentando un tono más oscuro en regiones húmedas y uno más claro en regiones secas.

En su cabeza, el alcotán generalmente exhibe una capucha y una máscara negra con una mancha blancuzca en la frente y un collar igualmente blanquecino que rodea su cuello a la mitad. Sus partes bajas pueden presentar un color gris azulado o rojizo con rayas más oscuras.

alcotan australiano

En los individuos adultos la cera suele ser de color gris amarillento pálido, su anillo ocular de color azul pálido, sus ojos marrones y sus patas de color amarillo opaco.

Dado su enorme parecido, el alcotán australiano puede pasar fácilmente por un halcón peregrino (Falco peregrinus), aun así, el primero es mucho más esbelto y de alas más prolongadas y delgadas que el segundo, pero no lo supera en su habilidad para volar.

Tamaño

El tamaño de las hembras es algo mayor que el de los machos, llegando a medir las primeras de 34 a 35,5 cm en su edad adulta y los segundos de 30 a 32 cm. Sus alas completamente extendidas pueden alcanzar una envergadura de 66 a 87 cm.

Peso

Dado su mayor tamaño, el peso de las hembras oscila entre los 190 y 420 gramos, al tanto que el de los machos se ubica entre los 130 y 280 gramos.

Taxonomía

El nombre científico de esta variedad de halcón es “Falco longipennis”, cuyo nombre especifico “longipennis” deriva de las largas plumas primarias de sus alas. Forma parte de la familia Falconidae y del orden Falconiformes.

El género Falco se compone de cinco clados principales: cernícalos, esmerejones, alcotanes, hierofalcones y peregrinos. El alcotán australiano ha sido, de alguna forma, disgregado de estos grupos, pero siguen siendo parte de un clado más inclusivo.

Son tres las subespecies de alcotán australiano que, por lo general, son reconocidas. Ellas son:

  • Falco longipennis longipennis, (Swainson, 1838).
  • Falco longipennis hanieli (Hellmayr, 1914), de menor tamaño y mayor palidez que Falco longipennis longipennis.
  • Falco longipennis murchisonianus (Mathews, 1912), su parte superior es de un gris azulado más pálido, con una cabeza negruzca opaca y su parte inferior es de un marrón rojizo más pálido con marcas menos distintivas.

De las especies de alcotanes actualmente existentes, incluyendo las del alcotán africano (Falco cuvierii) y del alcotán oriental (Falco severus), el australiano se encuentra mucho más relacionado con el alcotán del norte (Falco subbuteo), cuyas poblaciones habitan en Eurasia y en invierno suelen emigrar a África.

Alimentación

Mayormente se alimentan de aves pequeñas. Se ha observado al alcotán australiano cazando otras especies de aves como el estornino pinto (Sturnus vulgaris), el gorrión común (Passer domesticus), la rosella roja (Platycercus elegans) y el anteojitos dorsigrís (Zosterops lateralis).

En ocasiones chocan contra el follaje de los árboles para hacer salir a sus potenciales presas. A veces logran capturar presas que han sido molestadas por el ganado o la maquinaria agrícola y, con frecuencia, cazan de forma colectiva.

De acuerdo a los estudios sobre sus hábitos de caza, se ha evidenciado que tienden a evitar aquellas especies de mayor tamaño, más ágiles o más peligrosas que buscan alimento en el suelo, como el miná común (Acridotheres tristis). En la dieta del alcotán también se incluyen murciélagos insectívoros e insectos como escarabajos, cigarras, grillos y saltamontes.

Reproducción

El proceso de nidificación del alcotán australiano generalmente tiene lugar entre los meses de agosto y enero, cuando se posesiona de algún viejo nido de palos de otras especies como cuervos, milano silbador y urracas australianas. De no anidar en nidos vacíos, suelen recurrir a sacar a otras aves de los suyos, aunque también pueden construir sus propios nidos en árboles.

Coloca de tres a cuatro huevos densamente manchados y el proceso de incubación toma alrededor de unos 35 días, del cual logran sobrevivir generalmente de dos a tres crías. Los polluelos necesitarán del alimento y del cuidado de sus padres por al menos tres meses, tras lo cual, ya más jóvenes se dispersarán o migrarán a cualquier otro lugar.

En los estudios realizados se ha logrado determinar el alcance de la migración del halcón. En uno de los estudios, un polluelo anillado se desplazó desde su región natal en Canberra, ciudad capital de Australia, para ser posteriormente localizado en Brisbane, Queensland, a unos 1.000 km de distancia, 29 días después.

Dentro de su territorio de nidificación, se ha observado como los alcotanes utilizan distintas perchas para actividades que van desde transferirse alimentos entre machos y hembras, alimentarse de forma independiente y para proteger el nido. A través del estudio también se logró constatar que la incubación de los huevos es compartida entre ambos padres.

No obstante, tras la eclosión, la responsabilidad de alimentar a los polluelos, recae exclusivamente sobre la hembra. Al comenzar el proceso de nidificación, la tasa de caza por parte de los machos se incrementa, ya que ha de alimentar a la hembra. De las observaciones realizadas se pudo determinar que el alimento es llevado al nido cada tres horas, donde el descanso más prolongado ocurre a mitad del día.

Comportamiento

El comportamiento del alcotán australiano durante su vuelo, así como a la hora de la cacería se describen a continuación. Asimismo, se reseñan las distintas vocalizaciones que emite esta ave cuando necesita defenderse, alimentarse o reproducirse.

Vuelo

El alcotán es una especie de halcón que habitúa volar a solas, y al atacar demuestra su agresividad mediante rápidos e intermitentes aleteos, y abriendo su cola en forma de abanico mientras revolotea. Al volar se desplaza con sus alas planas o algo caídas, flexionando sus carpianos y echando las puntas de las alas hacia atrás.

Acostumbra volar rápidamente a baja altura, moviéndose en zigzag sobre o entre la vegetación y a campo abierto. A la hora de defender territorio, se les ha visto remontar su vuelo y volar en círculos para protegerse de otras aves rapaces, como el águila pequeña (Hieraaetus morphnoides).

Igualmente, se les ha observado atacar a otras aves rapaces posadas deteniéndose repentinamente sobre la vegetación, y a otras aves rapaces en el aire cayéndoles en rápidas picadas desde atrás.

Caza

El área de caza del alcotán australiano es muy amplia y suele cazar al anochecer, de día y en ocasiones de noche con la ayuda de luz artificial. Se ha logrado observar a los alcotanes australianos atrapar sus presas en el aire, ya sea atacandolas directamente desde una percha, o volando rápidamente en círculos por encima de ellas o entre las copas de los árboles.

Muestra un vuelo acrobático al perseguir sus presas y ataca a aves en vuelo en una serie de rápidas embestidas. Asimismo, se les ha visto atacar de forma furtiva dormideros de aves playeras, volando ocultos tras las dunas, acantilados o árboles. Aunque son incapaces de matarlas, se ha llegado a saber que acosan a aves más grandes.

Gracias a la gran cantidad de insectos que incluye en su dieta, se ha logrado determinar, a través de los estudios realizados, que el alcotán australiano tiene una de las tasas de cacería más bajas en la relación presa-depredador (esto es, presas más pequeñas con respecto a su masa corporal).

alcotan australiano

Vocalizaciones

En las investigaciones donde se han comparado las vocalizaciones de los halcones australianos, se ha encontrado que dos bien diferenciados llamados eran emitidos por el alcotán macho mientras se hallaba acosado. Uno era una vocalización armónica de banda ancha y una vocalización tipo trino.

La vocalización tipo trino era emitida de forma esporádica durante las maniobras iniciales, al tanto la vocalización armónica se consideró como el tipo de llamado más frecuente al que la especie recurre en situaciones de defensa territorial y acoso.

Se logró identificar dos tipos de llamados principales usados por individuos adultos en época de reproducción. Uno era una parloteo rápido y destemplado “Kee-Kee-Kee-Kee-Kee” que emitía el macho al llevar presas al nido y que era emitido tanto por el macho como por la hembra en situaciones de alarma, a la hora de acosar a otras aves depredadoras o al momento de defender el nido.

El segundo llamado se asemeja a un chasquido y tictac chirriante que al parecer utiliza en un contexto de superioridad social y posesión de alimentos o cuando se les mendiga. Se observó a individuos jóvenes emitir un gemido chirriante continuo al pedir alimento y un parloteo “Kee-Kee…” en situación de alarma o de excitación dado que estaban emplumando.

Los llamados del alcotán australiano son similares a los que emite el halcón peregrino macho (Falco peregrinus) al llevar alimento al nido, pero mucho más agudos. Se pudo determinar que los llamados de alarma y contacto del alcotán australiano son similares a los del cernícalo de Nankeen (Falco cenchroides).

Conservación y Amenazas

El alcotán australiano ha sido clasificado por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) como una especie de “menor preocupación”.  En Australia no se le considera por ello como una especie amenazada.

Sin embargo, aparece listado en el Apéndice II de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas (CITES). En este apéndice se encuentran registradas aquellas especies animales que actualmente no están necesariamente amenazadas de extinción, pero que podrían llegar a estarlo si no se controla rigurosamente su comercialización.

El grosor de la cáscara del huevo de ciertas variedades de halcones, incluido el alcotán australiano, se redujo de forma considerable luego de que en 1946 se permitiera el uso el diclorodifeniltricloroetano (DDT) en la agricultura.

Lo anterior llevó a que la población local de aves se redujera en cierta medida debido a la rotura de los huevos durante la fase de incubación, más no condujo a una disminución generalizada de la población del alcotán australiano.

Los alcotanes tienen predisposición a la infección por alfaherpesvirus columbido 1 (CoHV-1), el cual puede producir la muerte por necrosis esplénica y hepática masiva. Al parecer el consumo de palomas bravías (Columbia livia), aves que suelen ser portadoras de la enfermedad, es el principal causante de dicha infección.

(Visited 8 times, 1 visits today)
Categorías Halcones

Deja un comentario