Malvasía cabeciblanca, un pato con pico majestuoso

El pato de la raza malvasía cabeciblanca, cuya característica principal en su cabeza blanca y su hermoso pico color azul brillante, se ubica en los continentes Europeo y Asiático, a través de este artículo vamos a conocer las rasgos principales de esta extraña raza, la cual no todos conocemos, ya que la misma está catalogada como una especie en peligro de extinción. ¡Vamos a conocerla y a brindarle un apoyo para lograr su salvación!.

MALVASÍA CABECIBLANCA 2

Características de la Malvasía cabeciblanca 

A continuación vamos a presentar las características más resaltantes de la raza del pato denominado malvasía cabeciblanca. Esta es un ave vertebrada, de sangre caliente, sus medidas están establecidas entre 43 y 48 cm de largo, su peso se ubica entre los 580 y 750 gr., sus ojos son amarillos o anaranjados, su cuello es pequeño y la cola es larga, dura y tiene libre direccionalidad, es frecuente verlos con la cola muy levantada.

Las patas están ubicadas en la parte trasera de su cuerpo, esta situación es muy propicia para ser unos buenos nadadores y buceadores, sin embargo en lugares secos se mueven con mucha dificultad, son de color gris con un toque rojizo.

Un elemento predominante y de fácil identificación de la especie de las malvasía cabeciblanca es su pico,  la cual tiene una peculiaridad ya que  es bastante voluminosa y redondeada en la base de la mandíbula superior y en la etapa de celo que es cuando hay más deseos de la reproducción, el pico del macho adulto se torna a un azul celeste penetrante.

Tienen la cabeza de color blanco, y en el píleo, que está ubicado en el extremo superior de la cabeza desde la frente hasta la nuca,  se ubica una franja negra, el cuello y la cola también son de color negro, el plumaje de su cuerpo es de coloración castaño rojizo.

Cuando no están en la etapa de la reproducción el plumaje de su cuerpo se cambia al color gris igualmente la cola y el cuello se blanquean un poco, la cabeza, la nuca y el pico también cambian a un color gris oscuro.

Cuando emprenden su vuelo, no se observa ninguna particularidad extraordinaria, ya que sus alas son homogéneas en lo que al color se refiere y carecen de espejuelo, este término se relaciona con las plumas secundarias que presentan algunas aves voladoras y que se distinguen por un color muy penetrante y resplandeciente, su objetivo natural es servir de identificación a los integrantes de su misma raza, una forma de identificar a la malvasía cabeciblanca mientras vuelan es observando la blancura de su cabeza.

En la época del otoño los machos cambian las plumas y les crece un plumaje blanco invernal, perdiendo totalmente su tonalidad de castaño, en esta etapa se asemeja a las hembras, sin embargo mantiene el color de sus mejillas blancas y el píleo negro.

Los machos jóvenes no cuentan con el plumaje de color castaño brillante, hasta llegar a la primavera, en relación al color blanco de la cara y la cabeza estos aparecerán en el verano, por lo tanto el desarrollo de su plumaje completo, se observará en la segunda primavera de su vida.

MALVASIA CABECIBLANCA 3

Las diferencias en el dimorfismo sexual, este término se refiere a las desigualdades en los aspectos físicos que existen entre las parejas de una misma raza, están relacionadas con el color, el tamaño, entre otros elementos, en la especie de la malvasía cabeciblanca, estas diferencias están bien marcadas ya que el sexo masculino es más alto y grueso.

Las hembras de la raza malvasía cabeciblanca, son de color marrón con franjas a ambos lados de la cabeza y en el pecho, el píleo es de color marrón bastante oscuro, casi negro, las mejillas y la frente son blancas con motas marrones, las cuales se van oscureciendo aún más sobre los ojos, en algunas hembras se define una raya oscura desde la base del pico hasta la nuca.

La cola de las hembras es larga y con mucha frecuencia la mantienen erguida, el pico es una tonalidad azul pero una tonalidad más pálida que la del macho, esta es más pequeña,sin embargo también presenta un pequeño abultamiento en la base de la mandíbula superior, sus ojos son pardos amarillentos, en la época del invierno todo su cuerpo cambia a un color gris claro. Las jóvenes son similares a las hembras desarrolladas, la diferencia radica que tienen la cara y la garganta de un color blanco sucio.

La malvasía Cabeciblanca tiene un gran parecido a su análoga malvasía Canela, este es un espécimen de ave de la familia Anatidae, lo que significa que está relacionada con los patos, cisnes y gansos, son naturales de América y se localizan en la zona de Alaska hasta la Tierra del Fuego, este último  es un Archipiélago que está situado al final del continente Suramericano, entre los océanos Atlántico y Antártico, y pertenece a los países de Chile y Argentina.

El  principal contraste entre estas dos especies, es relacionado con el pico, ya que la Canela lo tiene en forma de cuña (no es redondeado) y no posee el abultamiento de la malvasía cabeciblanca. Adicionalmente, las franjas que cruzan las mejillas de las hembras malvasía Canela son más tenues y menos anchas que la de la malvasía cabeciblanca.

Patrón Social y comportamiento 

La malvasía cabeciblanca está considerada como una raza gregaria, lo que quiere decir que a sus miembros les gusta vivir en comunidad, ser parte de un grupo y seguir al líder, esta forma de socializar tiene sus beneficios o intereses ya que se protegen de los depredadores, esta situación se da hasta el período de reproducción o celo.

Emigran y se desplazan en  pequeños grupos, no les agrada volar y prefieren nadar para alejarse de los peligros de la naturaleza o del ser humano, a esta raza le es dificultosa la acción del despegue, aunque una vez que inician la maniobra son muy buenas voladoras.

El tamaño de las bandadas, en referencia al número de aves que vuelan juntas, se reduce o aumenta de acuerdo a la cantidad de machos que hayan alcanzado el plumaje reproductor, ya que esta apariencia da liderazgo y no aceptan otros machos en sus bandadas.

malvasía-cabeciblanca-4

Las malvasías cabeciblanca tienen dos cambios en el plumaje, el cual precede y antecede a la etapa de reproducción o celo, cuando esto ocurre no pueden volar ya que al perder todas las plumas también se les caen las plumas de vuelo, estas se caracterizan por ser más largas que las normales, son de consistencia dura y de forma desigual en comparación con plumaje natural pero entre ella son iguales, las mismas están ubicada en la zona de las alas y la cola.

Cuando las malvasías cabeciblanca entran en la etapa de mancada, que es la pérdida de todo su plumaje, trascurren su tiempo ocultos dentro de la follaje pantanoso, protegiéndose de los depredadores naturales de la zona.

En la época correspondiente a los meses de noviembre a febrero, se ha observado que tienen una conducta violenta hacia las hembras. De igual manera se observó que cuando el macho estaba con una hembra y se acercaba otra hembra, esta era agredida por él.

En el proceso de socialización los machos se juntan para la muda de las plumas y las hembras están en el proceso de incubación de los huevos.

malvasía-cabeciblanca-5

Hábitat y distribución de la Malvasía cabeciblanca

En el presente apartado vamos a indicar los diferentes lugares y las condiciones que selecciona la raza de las malvasía cabeciblanca para poder vivir y reproducirse.

Hábitat Habitual 

Estas especies toman como su hábitat habitual las lagunas, pudiendo ser  de agua dulce o salada, la profundidad de las mismas debe estar ubicada entre 1 y 3 metros. Prefieren las lagunas que presenten plantas palustres, un arbusto acuático con hojas verticales y frecuentemente se desarrollan en los lagos o lagunas poco profundas o en suelos impregnados de agua, la importancia de esta planta radica en que depura el agua, sirve de hábitat a los insectos, libélulas, aves y sapos, alguna de sus especies son: los juncos, el carrizo, el cyperus, etc.

Una de las causas por las que escogen un lugar con esas características es que el mismo debe contar con una adecuada cantidad de larvas quironómidos, estos son unos insectos muy comunes en los arrozales y donde hayan plantas acuáticas como las Palustres.

Los Malvasía cabeciblanca se encuentran mayoritariamente en la localidad del Mediterráneo Occidental, el cual se ubica al sur de Europa entre las islas de Sicilia, Malta y Túnez al norte de África

Hábitat de Reproducción 

El hábitat escogido para el proceso de reproducción igual pueden ser lagunas o lagos, la composición del agua puede ser dulce o salada y la profundidad de los mismos debe oscilar entre 0,5 a 3 metros. Estos lugares pueden tener un sistema natural de corrientes acuáticas o estancadas, para su reproducción el ecosistema deberá contar con una vegetación flotante y espesa en las orillas, para ubicar allí a sus nidos.

Hábitat de invierno

En la época de invierno la raza malvasía cabeciblanca se retirará de su hábitat habitual y se trasladará a lagunas o lagos salinos, ellos volarán hacia el  Mediterráneo y se trasladarán a lugares como Túnez, Israel, e Irán. Estas zonas por lo general tienen mayor extensión en kilómetros y mucho menos vegetación, por lo que en ese período estarán expuestos a muchos peligros.

Distribución geográfica 

Los malvasía cabeciblanca se distribuyen como variedad reproductora con poblaciones fraccionadas, lo que quiere decir que no todos van al mismo lugar, ellos se encuentran dispersos por en la región del paleártico, la misma comprende a Europa, el norte de Asia, el noroeste de África y la Península Ibérica hasta Rusia, Mongolia y China. Esta región es rica en la diversidad de ecosistemas, lo que es sumamente beneficioso para la especie.

El continente europeo estaba señalado como un gran productor de la especie Malvasía cabeciblanca, hasta la década de los años cincuenta tenía su epicentro en las regiones de la Península Ibérica, el sur de Italia, el sur de España, la antigua Yugoslavia, Albania, Hungría y Rumanía.

malvasía-cabeciblanca-7

Actualmente liderizan como productores la Península Ibérica, el noroeste de África compuesto por los países de Marruecos, Argelia y Túnez, Turquía, Azerbaiyán, Irán y el sur de Rusia.

El proceso de reproducción quedó extinto en las localidades de Mallorca, en las Islas Baleares. Para el año de 1993, se introdujeron en el Parque Natural de Albufera en Mallorca 36 espécimen jóvenes, para el año 2000 la existencia de la raza se redujo a dos machos y dos hembras.

Actualmente los lugares donde aún se reproduce la especie se ubican en la Península Ibérica, el noroeste de África (norte de Marruecos, de Argelia y de Túnez), Turquía, Azerbaiyán, Irán, sur de Rusia, Turkmenistán, Uzbekistán, Kazajistán, Mongolia y China.

En relación a la Península Ibérica solo había actividad de nidificación, que es la acto de cimentar los nidos, entre los años de 1900 y 1970 en toda la región de Andalucía, para los años de 1971 al 1982 esa actividad desapareció y en la actualidad a través de un proceso salvación se logró la nidificación en forma natural en el embalse de Malpasillo y las lagunas de Zóñar en Andalucía – España.

Alimentación

Los malvasía cabeciblancas también son buenos nadadores y buceadores y a través de estas prácticas es que obtienen sus nutrientes, entre los que se pueden mencionar los moluscos, cangrejos, camarones, algas marinas y pequeños peces, esta actividad la desarrollan entre los meses de noviembre hasta abril, generalmente lo hacen a una profundidad entre los 1.5 y los 3 metros, en cada inmersión se puede tardar hasta un promedio de un minuto sumergidos.

En el mes de agosto y hasta el mes de noviembre la actividad de buceo se minimiza, sus hábitos alimenticios cambian y se alimentan de todo lo que pueda estar en la superficie de la tierra, en ese período sus alimentos lo constituyen las ramas, follajes, semillas, larvas, gusanos, gorgojos y se ayudan con el poder de su fuerte pico, para excavar y sacar lo que puedan de la vegetación.

En la época de invierno las horas dedicadas al proceso de alimentación son las nocturnas y en el día también se alimentan, pero la actividad es bastante disminuida.

En los días en que el viento sopla muy fuerte, las horas de alimentación también aumentan, aprovechando los movimientos de las olas provocadas por el viento, esto hace que emerjan los nutrientes alojados en las profundidades de los lagos y lagunas, en estas circunstancias estos animales se dan un  gran banquete.

Las crías a partir de las siete horas después de haber nacido, comienzan las actividades de inmersión cerca de donde anidan, inclusive se tienen registros de que a la semana de nacidos el tiempo de inmersión es de 6 a 11 segundos, a las siete semanas después de su nacimiento el tiempo se incrementa de 10 a 18 segundos, esto se realiza con la finalidad de que ellos mismos busquen su alimentación.

Reproducción

Los machos malvasías cabeciblancas dan apertura al proceso de reproducción en el mes de febrero, iniciando las peleas con los otros machos de su grupo con el objeto de marcar su territorio alrededor de la laguna, ubicando el lugar con la vegetación más adecuada para el establecimiento del nido.

Una vez establecido el lugar donde estará su nido, todos los machos se ponen a la defensiva por la protección de su espacio, las hembras por su parte se ubican en las zonas, en este momento los machos se tornan más violentos por el espacio y no permiten que ningún otro macho se acerque.

Una vez que tienen asegurado su territorio se inicia el proceso del cortejo, esta actividad ocurre a mediados del mes de marzo con paseos en el lago en horas vespertinas, cuando las hembras malvasía cabeciblanca salen del follaje a nadar, en ese momento el macho se le aproxima y se engalana levantando la cabeza y la cola, esta acción dura aproximadamente entre 3 y 10 segundos y la comienza a rodear, puede haber varios machos cortejando a una sola hembra.

Los machos exteriorizan con un gruñido y asumen una postura de ataque entre ellos, el que gana el ataque se queda con la hembra, la hembra acepta al macho y los dos hacen inclinaciones con la cabeza metiéndola dentro del agua con las colas semiabiertas en forma de abanico, sin embargo y aunque el macho ganó la contienda, este sigue retando al macho perdedor o los perdedores, porque puede haber varios.

En el mes de abril ya casi no quedan actividades de cortejo y las agresiones entre machos van disminuyendo, para el mes de junio las agresiones entre machos ya son casi nulas, lo que significa que el período de celo terminó.

Las hembras que fueron inseminadas, acto por medio del cual los espermatozoides llegan al óvulo, tardan de 3 a 6 semanas en poner el huevo. Mientras se desarrolla el huevo, estas empiezan a construir el nido a nivel del agua, donde el macho estableció que era el mejor lugar; en algunas oportunidades aprovechan los nidos abandonados por las Fochas, que son unas aves zancudas acuáticas.

Como los malvasías cabeciblancas viven en grupos y muchas veces los nidos están bastante cerca, sin embargo la distancia promedio entre un nido y otro es de 20 metros de distancia.

La puesta de los huevos, se efectúa entre finales del mes de abril hasta mediados del mes de julio, en cada puesta puede haber entre 4 a 9 huevos, estos son de color blanco y la cáscara tiene contextura rugosa, el tamaño promedio de un huevo es de 67 x 51 mm y su peso es de aproximadamente 91 gramos.

El proceso de incubación es de aproximadamente 2 meses, la hembra realiza dos a tres sesiones de pausas diarias y cada pausa dura entre una hora y media a dos horas.

El nacimiento se da entre los meses de abril a septiembre, las crías son nidífugas, esto quiere decir que nacen con sus plumas, los ojos abiertos y tienen la capacidad de caminar y alimentarse por sí solas. La cría de la malvasía cabeciblanca es cuidada y alimentada por su madre solo por un período de 15 a 20 días y después estas la abandonan, si hubo muchas crías el proceso de abandono ocurrirá a la semana.

Como esta es una raza  gregaria y le gusta vivir en comunidad, todas esas crías que fueron “abandonadas” y que están dentro de la comunidad, se  reúnen sin importar la edad que tengan, todos están en un solo espacio, la capacidad de volar la desarrollan entre las 8 y 10 semanas de vida.

La capacidad reproductora de las hembras malvasía cabeciblanca, se desarrolla al año después de haber nacido si son libres, si están en cautiverio el proceso se da a los 2 años de edad, los machos a la edad de 1 año tratan de incluirse en los grupos reproductores, pero la competencia entre los  mismos no les da opción al proceso de reproducción, sin embargo lo intentan y van aprendiendo el arte de la contienda.

Peligro de extinción de la especie debido a la pérdida del hábitat

La raza malvasía cabeciblanca está gravemente amenazada de extinción en España por el desarrollo de la hibridación, este es un proceso mediante el cual se realiza una combinación genética de las otras razas, a través de la reproducción sexual y como resultado se producen otros seres de manera híbrida.

En relación al proceso de hibridación que generó la especie malvasía canela (Oxyura jamaicensis), un espécimen americano insertado en Europa a través del Reino Unido, se adaptó al hábitat en la década de los años 60 y durante los años 70 y 80 se fue desarrollando y reproduciendo de manera desequilibrada. El mismo se introdujo en el hábitat de los malvasía cabeciblanca en todos los países de la Europa Occidental, destruyendo de esta el sistema de convivencia propio de los miembros de la raza cabeciblanca.

Otra razón por la que esa especie se ve amenazada, se debe a la disminución en su cantidad de miembros, que entre otras cosas ocurre por la contaminación, la quema de la vegetación indiscriminada o producto del cambio climático, deslaves que han afectado a los lagos y lagunas o por la devastación de su hábitat a causa de la intervención de la malvasía canela, su proceso reproductivo también se ve altamente afectado, lo que incide en una disminución de la población.

Igualmente, la raza del malvasía cabeciblanca está en peligro por envenenamiento a través del mineral de plomo, se han encontrado ejemplares muertos porque han ingerido perdigones de plomo que ellos mismos utilizan a modo de gastrolitos, que son las piedrecitas que las aves comen para ayudar a triturar el alimento; además se han encontrado en su tracto digestivo gomas o pedazos pequeños de plástico, lo cual incide negativamente en la reproducción y hace que disminuya la población.

En Europa y específicamente en España se ha establecido la reducción de esta población en un 95%, por tal motivo hay que hacer una reflexión sobre los daños que está recibiendo la población animal y que poco a poco la está llevando a la extinción. En este sentido, la comunidad española está implementado algunas propuestas para minimizar esa situación, entre las que se pueden mencionar:

  • Controlar todos los estudios genéticos que generen otra raza y avocar los recursos para la salvación de la raza natural ya establecida.
  • Establecer el seguimiento y control de la raza malvasía cabeciblanca, a fin de preservar los hábitats de los animales que se encuentren en lagos y lagunas.
  • Eliminar el uso de perdigones de plomo en los humedales.
  • Regular los niveles hídricos, tanto naturales como artificiales.
  • Regular la casa y la pesca, ya que esta acción modifica el hábitat de las especies en general.
  • Establecer un proyecto de salvamento de la malvasía cabeciblanca.

Estos y otros lineamientos fueron aprobados por la Comunidad Valenciana, la Junta de Andalucía y el Consejo de Gobierno, el 13 de marzo de 2012 y el 15 de julio de 2016 se publicó en el Boletín Oficial de la Región de Murcia (BORM), a través del Decreto nº 70/2016 del 12 de julio, donde se ubica a la malvasía cabeciblanca como especie en peligro de extinción y se aprueba su plan de recuperación.

Si este artículo fue de su agrado, le invitamos a conocer otros temas de interés a través de los siguientes enlaces:

(Visited 70 times, 1 visits today)
Categorías Patos

Deja un comentario