Entérate de todo acerca del ave Bulbul Orfeo

El Bulbul Orfeo es un ave de pequeño tamaño y hermoso trinar, originaria del sur de Asia. Su plumaje tiene una bella combinación de colores pardo-blanquecinos en donde resaltan sus inconfundibles cachetes colorados y su copete negro en punta. Le invitamos a conocer todo sobre esta hermosa ave, aquí.

BULBUL ORFEO

Características del Bulbul Orfeo

El Bulbul orfeo es un ave de tamaño mediano, que mide un promedio entre 18 y 20 cm de largo, sin embargo se han reconocido ejemplares que pueden alcanzar hasta los 22 centímetros. Se caracteriza por presentar un color pardo o café en la parte superior de su cuerpo, mientras que su plumaje es de color blanco o crema en la parte de abajo o pecho.

Su cabeza es de color oscuro y se hace presente una cresta o penacho puntiagudo de color negro que es una de las características más resaltantes de su especie, así como unas manchas de color más oscuro a los lados del pecho, que recorren los laterales de su cuello pero no llegan a formar una corbata.

Cercanos a sus oídos muestran dos parches de color rojo y unas finas bigoteras de color negro que en líneas curvas enmarcan las mejillas de color blanco. El color rojo ubicado a la altura de los oídos y sobre las mejillas, no se hace presente en los individuos juveniles.

En la zona subcaudal, es decir la parte cercana al inicio de la cola, aparece un plumaje que es de color rojo cerca de la cloaca, en los individuos juveniles ese color tiende hacer anaranjado rojizo. Su cola tiene plumas que en la punta muestran color blanco, presentan un pico negro cuya parte superior es algo curvada, tienen pequeños ojos de color castaño oscuro y sus patas son de color negro.

Los individuos machos son un poco más grandes que las hembras y los plumajes de color rojizo son más intensos, sin embargo no existe un claro dimorfismo sexual entre macho y hembra, es decir que no existen marcadas diferencias fisionómicas, por lo que hay que observar con detenimiento para poder reconocer si se trata de un macho o una hembra.

BULBUL ORFEO

Subespecies

Hasta el momento se han reconocido al menos 9 subespecies del género Pycnonotus las cuales nombraremos a continuación: Pycnonotus jocosus fuscicaudatus,  Pycnonotus jocosus abuensis, Pycnonotus jocosus pyrrhotis, Pycnonotus jocosus emeria, Pycnonotus jocosus whistleri,   Pycnonotus jocosus montícola, Pycnonotus jocosus pattani, Pycnonotus jocosus hainanensis,   Pycnonotus jocosus jocosus.

Las diferencias no son tan notorias cuando de subespecies se trata, una subespecie es un grupo de individuos que además de contar con las características propias de la especie, tienen otros caracteres morfológicos que los distinguen de las demás subespecies, con líneas genéticas distintas.

Podemos entonces señalar que las subespecies constituyen el preámbulo para la formación de una nueva especie, pero en estado salvaje, cabe añadir que las distintas subespecies no se confunden entre sí, debido al aislamiento geográfico y genético entre ellas.

Uno de los ejemplos que podemos señalar es la subespecie Jocosus que se encuentra al sureste de China, específicamente en Guizhou, Guangxi y Guangdong, mientras que la subespecie Montícola se encuentra en el noreste de la India, al norte de Myanmar y al suroeste de China, en el Tibet y  Yunnan. Por su parte la subespecie Abuensis presenta una coloración más pálida y se distribuye en el noroeste de la India.

BULBUL ORFEO

Por su parte, la subespecie Fuscicaudatus tiene un collar completo y se distribuye en el centro y oeste de la India. La subespecie Emeria presenta el área roja de las mejillas más amplia, su distribución está al este de la India, Bangladesh y Suroeste de Tailandia.

En cuanto a la subespecie Pyrrhotis, se encuentra distribuida en el norte de la India y Nepal, mientras que la Whistleri está en las Islas Andamán, la Pattani se encuentran en Tailandia, Laos, Camboya, Vietnam y por último la subespecie Hainanensis está distribuida al Norte de Vietnam y sur  de  China.

Hábitat y distribución del Bulbul Orfeo

El Bulbul Orfeo es un ave originaria del continente asiático, tiene una distribución natural que va desde Pakistán hasta el sur de China, sin embargo, su distribución se ha incrementado porque el ave ha sido introducida en los estados de California y la Florida.

También en Hawai, en las islas Mauricio y las Islas Reunión, estas dos últimas pertenecen al archipiélago de las Mascareñas, situado en el Océano Índico, igualmente han sido observadas al este de Madagascar, Singapur, las islas Nicobar situadas en la parte oriental del océano Índico, Borneo al sudeste de Asia, el este de Australia, en Japón, en la Península Arábiga y California.

Al respecto es oportuno añadir que el Bulbul Orfeo ha tenido un gran éxito en su establecimiento en las islas Mauricio y Reunión. En las Islas Mauricio fue introducida a finales del siglo XIX y en poco tiempo se tenían avistamientos y conteos de fauna que la colocaban como una de las aves más abundantes de la Isla.

Por su parte en la Isla Reunión, fue introducida en las ultimas décadas del siglo XIX y también está ampliamente distribuida, ocupando incluso zonas de bosque nativo.

En las Islas de Hawai el ave fue introducida en la isla de Oahu específicamente, a mediados del siglo XIX y actualmente está establecida al sureste de  la isla. Tienen poblaciones estables en las zonas urbanas, lo cual ha sido notablemente favorecido por la presencia de cultivos de árboles frutales exóticos.

Para la misma época la especie fue introducida en los estados de Florida y California, siendo Florida entre ambos estados la que presenta un mayor establecimiento de Bulbul Orfeo, los estudios han permitido identificar que las poblaciones establecidas en el estado de Florida pueden estar conformada por unos miles de individuos, mientras que en el estado de California han sido identificadas dos pequeñas poblaciones.

La invasión del Bulbul Orfeo en España

En España el Bulbul Orfeo es considerado una especie exótica invasora, por lo que se establecen para estas aves medidas de control, debido a esta clasificación referida en el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras y también referida por la Legislación Regional de la Comunidad Valenciana.

Una de las medidas que se han tomado en este caso es la prohibición de traslado, tráfico o comercio de individuos de la especie y subespecies de Bulbul Orfeo, en todo el territorio español.

Las observaciones realizadas sobre la alimentación y la interacción del Bulbul Orfeo con especies nativas del territorio español, permiten inferir que se puede convertir en una especie que impacte de manera negativa sobre la flora y fauna autóctona, como por ejemplo el Turdus merula conocido comúnmente con el nombre de mirlo y la Sylvia atricapilla llamada curruca capirotada, entre otros.

También se ha determinado que la especie compite y desplaza a aves nativas de su hábitat, es capaz de convertirse en depredadora de los huevos y polluelos de otras especies, además de ser una eficiente dispersadora de semillas de plantas exóticas invasoras.

El problema que se ha generado con la introducción del Bulbul Orfeo va más allá de España, por lo que se debe comenzar a hablar del efecto que tiene la especie en el continente europeo, pues se observa que ha tenido impacto en diferentes países, la  ventaja que tienen algunos de esos países es que el ave no ha logrado formar en ellos poblaciones reproductoras estables.

De esta forma, se han registrado inicios de reproducción de la especie en Italia y se han observado individuos de la especie en vida silvestre en Dinamarca, Portugal, Reino Unido, Suiza, entre otros. Por otro lado, se sabe con certeza que el Bulbul Orfeo está actualmente establecido e identificado como una población reproductora en las cercanías de la ciudad de Valencia, en la isla de Tenerife y en Canarias, no obstante, supuestamente en Canarias se encuentra erradicado.

Se presume que la especie se encuentra en estado silvestre por el escape intencional o no de ejemplares que eran mantenidos en cautiverio. La liberación de esta especie está confirmada en Valencia en donde se encuentra una población de Bulbul Orfeo perfectamente establecida y reproductiva, la cual se estima que supera los 100-150 individuos.

Inicialmente fue considerado bajo este número, sin embargo su éxito reproductor y su creciente expansión geográfica muestran un aumento significativo, por lo que se reconoce como una especie establecida y distribuida en zonas suburbanas.

En las Islas Canarias solo se han tenido avistamientos de la especie en Tenerife, en el año 1997 fue reportado el primer avistamiento del Bulbul Orfeo en la localidad de las Casas de la Cumbrilla, en Anaga. Ya para el año 2001 se capturó un juvenil, lo que indica el exitoso establecimiento reproductivo de la especie.

Consideramos oportuno señalar el impacto que ha generado la especie en otras áreas en las que ha sido introducida, como es el caso de la isla Mauricio, en donde la especie ha tenido incidencia negativa sobre especies nativas, como por ejemplo la ojiblancos pertenecientes al género Zoosterops.

También sobre las poblaciones de reptiles como los geckos y algunas especies de arañas. En este sentido, se ha determinado que se presenta una competencia interespecífica, ya que compite por alimento con aves endémicas como el Falco punctatus y la Nesoenas mayeri.

Se ha señalado que la especie Bulbul Orfeo es la responsable de transmitir la malaria aviar hacia aves nativas en las islas Hawai, además de contribuir con la dispersión de especies de plantas exóticas como por ejemplo: Solanum mauritianum, Schinus terebinthifolius, Ligustrum robustum, Cordia   interrupta, entre muchas otras.

Se estima, por el crecimiento y establecimiento de la especie Bulbul Orfeo y su dominio sobre especies autóctonas, que pueda también interferir en especies de cultivos de interés para la alimentación de la población humana.

Alimentación

El Bulbul Orfeo es un ave omnívora, es decir que se alimenta de frutas, insectos, néctar, miel, entre otros. Como hemos podido observar, la distribución de esta ave es amplia, de modo que tiene facilidad para su establecimiento reproductivo y puede convertirse en una especie invasora que compite por alimento y hábitat con las especies nativas.

Adicionalmente sirve para dispersar las semillas de especies vegetales exóticas y todo ello se fundamenta mayormente en su tipo de alimentación, convirtiéndola en una especie oportunista y generalista.

También se ha observado a esta ave alimentarse de huevos de otras aves, lagartijas, hormigas, arañas, gusanos, semillas, frutas de amplia variedades. Su ubicación en bosque abiertos,   matorrales, y lugares situados  en una alta altitud, así como en sectores urbanos, parques y jardines urbanos y áreas de cultivo, confirman la amplitud alimenticia del Bulbul orfeo.

En  las  zonas urbanizadas y  humanizadas esta ave puede adaptarse con facilidad, en ocasiones puede llegar  a  causar  daños  importantes en los cultivos,  inclusive puede sacar provecho de  los  residuos  urbanos, es una especie capaz de vivir cercana al hombre.

Reproducción

Los ejemplares de la especie Bulbul Orfeo son capaces de anidar en arbustos, también se ha visto que ubican sus nidos en lugares urbanos, sacando provecho de los espacios. El mismo lo construyen entre ambos, el macho y la hembra, utilizando tallos de hierba, fibras de coco, hojas, entre otros.

Como la mayoría de los nidos, tiene forma de cubo o cuenco. Estas aves luego de colocar huevos en su nido pueden ser muy agresivas, sobretodo los machos, quienes se encargan de la defensa del nido.

La especie es sedentaria, habitualmente se pueden observar ejemplares solitarios, en parejas o en grupos familiares, mientras que en la época reproductiva pueden encontrarse en grupos más pequeños. Dicha época suele ubicarse entre los meses de diciembre a mayo, pero va a depender del país donde se encuentra el ave.

Las hembras pueden poner entre dos y tres huevos, los mismos son de color gris rosáceo, con manchas negras. Son incubados por la hembra durante doce o catorce días.

Luego que los huevos eclosionan, los pichones son alimentados por ambos padres, quienes les llevan alimento vivo. Al pasar entre trece y quince días comienzan a aparecer las plumas. Son cuidados por sus padres hasta las cinco o seis semanas cuando los pichones ya pueden valerse por sí solos.

Si este artículo ha sido de su agrado y le ha servido para conocer más de esta hermosa ave, lo invitamos a continuar la lectura de temas con similar contenido en los siguientes enlaces:

(Visited 101 times, 1 visits today)
Categorías Pajaros

Deja un comentario